Rastrear un móvil para proteger a tu adolescente LGBTQ del matoneo

Por Elizabeth Weiss

Todos los adolescentes están tratando de descubrir su lugar en el mundo, y muchos adolescentes encuentran comodidad en la conformidad ya que cuando el estatus quo es amenazado, los bullies pueden aparecer, ganando confianza y fuerza al intimidar a otras personas. Es mucho más fácil cuando alguien más es la víctima de la escuela, y los adolescentes LGBTQ quienes valientemente hacen su vida con su identidad propia, se convierten en blancos fáciles.

“Ningún LGBTQ adolescente que sea percibido como tal por sus pares es potencialmente vinculado como blanco”, explica William Gibson, profesor asociado en la escuela de Psicología de la Universidad de Kaplan. El uso de las redes sociales expande las oportunidades para que los bullies hagan de las suyas mientras permanecen anónimos, el resultado de su comportamiento abusivo puede infligir mucho daño, lo cual puede resultar en desastre para la víctima.

¿Se trata de bullying o de acoso?

La ley y las normas escolares se enfocan en proteger los derechos de los estudiantes, incluyendo adolescentes LGBTQ, y aseguran que estén a salvo y sean tratados con respeto. El acoso, la intimidación y el bullying están prohibidos y no existe una distinción tremenda entre los significados de éstas palabras. “Todo ese tipo de conductas están mal, y merecen ser castigadas, incluso si la línea divisoria entre ellas puede parecer borrosa”,dice Douglas E. Fierberg, abogado de la firma jurídica The Fierberg National Law Group, quienes representan a víctimas de violencia escolar y discriminación.

Sin embargo, lejos de los códigos generales de la escuela, es posible definir la intimidación y el acoso con mayor detalle. “El acoso es un crimen más grave que la intimidación. El acoso puede ser hacia cualquier persona y se compone de palabras y/o conductas hechas a propósito para dañar a otra persona” dice Robert Bianchi, socio fundador de la firma The Bianchi Law Group en Nueva Jersey. “El bullying es más específico. Las leyes fueron más allá para proteger a las personas de un grupo identificable – como la comunidad LGBTQ – por cuanto si una persona les “acosa” puede ser considerado un crimen, debido a su pertenencia a dicho grupo y, a menudo, las sanciones son más graves. La acusación tiene que demostrar que la conducta de acoso se hace porque es una persona LGBTQ”.

En resumen, las conductas ilegales en contra de un adolescente LGBTQ pueden ser consideradas bullying y al mismo tiempo acoso. De hecho, el acoso, podría constituir otro crimen también, tal como la agresión, explica Bianchi.

Tomando acción en contra del bullying hacia los LGBTQ

Puede ser difícil para los padres darse cuenta de si su hijo está siendo víctima de bullying. Especialmente los adolescentes LGBTQ, ya que pueden sentirse inseguros de involucrar a sus padres en sus problemas en la escuela. Existen muchas señales de alerta, que podrían indicar si tu hijo es víctima de bullying como la depresión, el alejamiento de sus amigos o una ansiedad creciente. También deberías estar al tanto si tu hijo recibe abusos. Cerca del 43% de todos los niños, no sólo LGBQT, son víctimas de cyberbullying. Los padres deberían monitorear activamente sus teléfonos móviles y sus redes sociales para identificar los mensajes dañinos que sus hijos podrían estar recibiendo.

Cuando sabes que tu hijo LGBTQ está siendo abusado, existen opciones sobre cómo proceder, para hacer que el bully se detenga y reciba un castigo. “Dependiendo de la naturaleza específica del daño ocasionado, los estudiantes tienen varios derechos, incluyendo aquellos bajo el código de conducta de la escuela, de modo que se pueda iniciar una acción disciplinaria por la escuela contra los malhechores para castigar y prevenir la mala conducta”, explica Fierberg. “Si eso no funciona, los estudiantes a menudo tienen derechos bajo la ley del estado, para obligar a las escuelas a hacer lo correcto, o para presentar cargos criminales contra los malhechores estudiantiles. Por último, los estudiantes tienen derechos bajo la ley federal, para obligar a las escuelas a cumplir con la ley y proteger sus derechos a la educación mediante el castigo y la prevención de acoso por razones de género o preferencias sexuales y el bullying en general”.

Si tu hijo o tu hija están siendo acosados y estás listo para tomar acción, Bianchi recomienda seguir los siguientes pasos:

  • Contrata un abogado que conozca esta área específica de la ley, de modo que se haya documentado bien en la situación.
  • Notifica a los administradores de la escuela.
  • Contacta a la policía para que se registren las acciones de bullying y actúen de acuerdo a ello. Si es necesario busca ayuda del servicio social para ayudarle a tu hijo a sobrellevar el dolor emocional.

teen-bulling

Factores a tener en cuenta

Aunque es comprensible que quieras automáticamente proteger a tus hijos de cualquier daño posible, y estés determinado a recorrer todo el camino para asegurarte de mantenerlos a salvo, es importante hacer las cosas con cuidado, buscar ayuda legal, y tomar decisiones inteligentes, pensando bien las ramificaciones e implicaciones de cada decisión.

Aunque puede ser un consuelo saber que la ley en contra del acoso y el bullying existen para ayudarte a proteger a tu hijo LGBTQ, condúcete con cuidado de modo que obtengas los resultados esperados. Tu hijo no puede tener libertad desde la opresión, si más vidas son destruidas en el proceso. “Existen aspectos negativos en las leyes contra el bullying, que la gente utiliza para alcanzar otras metas”, dice Bianchi, quien reconoce que “Al principio buscaba la penalización de la conducta, que realmente no era bullying sino estupidez. Yo no quería arruinar la vida de los niños que al fin y al cabo se comportan como niños. A menudo era una fina línea, pero, al final, si era capaz de detener dicha conducta, entonces era una victoria”.

Bio: Elizabeth Weiss es una escritora y desarrolladora de contenido web independiente. Su trabajo ha aparecido en la revista Forbes, el resumen del lector, Playboy, Marie Claire, y otras publicaciones impresas y online.

Elizabeth también escribe sobre asuntos legales de la vida cotidiana en el blog Avvo Stories. Avvo ayuda a la gente a encontrar y conectarse con abogados a través de líderes de la industria de contenidos, herramientas y servicios. Un Q&A libre y un foro con más de 9 millones de preguntas y respuestas, además de servicios legales bajo demanda que brindan asesoramiento profesional por un coste fijo, haciendo mucho más rápido y fácil los asuntos legales. Para obtener más información, visite http://stories.avvo.com/.

You may also like

Leave a comment