Padres Como Ejemplos A Seguir En El Mundo Digital

Padres Como Ejemplos A Seguir En El Mundo Digital

La tecnología cambia tan rápidamente que a los padres se nos hace muy difícil mantener el ritmo. ¿Qué reglas deberíamos establecer? ¿Y cuáles normas estarían dispuestos a seguir nuestros hijos? Todo empieza cuando les compramos su primer dispositivo electrónico. Muchos padres le compran a sus pequeños una tablet o Ipad para mantenerlos entretenidos. Y gracias a éste temprano acceso a la tecnología, los niños no han aprendido a usarla apropiadamente.Es por esto que hemos hablado con Raychelle Lohmann, una consejera nacional certificada y autora de múltiples libros de psicología infantil, para discutir cómo los padres deberían manejar la relación entre ellos, sus hijos y las redes sociales.

Establece los límites a temprana edad

La tecnología avanza demasiado rápido, pero aunque no podamos mantener el ritmo, es ndispensable establecer ciertos límites inmediatamente. Si lo hacemos, es más fácil mantenerlos seguros a medida que crecen. Ya sea que empieces limitando el tiempo de uso o monitoreando su actividad en internet, como padres debemos hacerle entender a nuestros hijos que la tecnología es una gran responsabilidad.

En un estudio de la Universidad de Washington, los investigadores entrevistaron tanto a los padres como a los hijos, para descubrir que esperaba cada grupo acerca de las normativas alrededor de la tecnología. El hallazgo más interesante, fue que ambos querían que el otro estuviese más involucrado. Lohmann explica: “Como adultos, lideramos dando ejemplo. No podemos estar revisando nuestro email o redes sociales de forma constante. Nuestros hijos son los primeros que notarán la hipocresía y nos acusarán de no respetar las normas que nosotros mismos establecemos.

Lohmann también declara: “La parte más fascinante del estudio es que los niños quieren lo que nosotros queremos. Requieren límites, reglas, que estemos presentes para vigilar que sigan nuestras reglas. No les gusta que sus padres publiquen sus vidas online, ni que compartan demasiada información o fotos. ¡Quieren que los supervisemos!

44

Los niños necesitan aprender a conectarse en persona

“Los padres deberían entender la importancia de las redes sociales para los jóvenes.” Dice Lohmann, “Un problema que he notado, es que las habilidades para comunicarnos se han ido diluyendo, ya que la mayoría de las interacciones se llevan a cabo por mensajes de texto o redes sociales. Estamos perdiendo la interconexión personal. Las habilidades sociales son una parte esencial de las relaciones. Y por más que los medios sociales puedan ayudar, no son sustitutos de la comunicación verbal.”

“Niños y adolescentes confían demasiado en las redes sociales. Sienten que deben expresarse a través de imágenes, íconos y otras formas de comunicación no verbal.” Nuestros niños necesitan encontrar un balance. Si no desarrollan sus habilidades para comunicarse en la vida real, van a tener un problema en el futuro.

Lohmann advierte: “Cada vez pasamos menos tiempo cara a cara con nuestros amigos y familiares. Hay muchos padres diciendo que sus hijos pasan horas sin parar jugando videojuegos. Eso no es saludable. No es una buena decisión interactuar frente a una pantalla durante horas. Necesitamos añadir responsabilidades, educarlos y establecer límites.”

¿Por qué se hace tanto énfasis en el comportamiento de los padres? “Porque la responsabilidad la tienen los adultos. Nuestros hijos apenas se están desarrollando. Antes de la llegada de los smartphones y las tablets, hablamos todo el tiempo sobre la mala influencia de la televisión, pero ahora, ya no están viendo TV. En su lugar, escuchan música, juegan videojuegos, etc. Así que, es importante encontrar el balance adecuado entre todo eso.”

55

Las redes sociales causan estrés

Antes, las escuelas solían ser la mayor fuente de comunicación para los niños, ahora, apenas tienen 5 minutos para llegar a la siguiente clase, y 30 minutos para almorzar al medio día. Después de la escuela, van a casa o asisten a actividades extracurriculares. Por lo tanto no hay mucho tiempo para socializar. El resultado es que tenemos una cantidad inmensa de jóvenes estresados.

Lohmann dice: “Incluso si se parecen ligeramente a los adultos, no lo son. No tienen la habilidad de manejar toda esa presión, aun así, esperamos demasiado de ellos. Algunas veces los tratamos como si fueran mayores de lo que realmente son. Me impresiona lo que esperamos de ellos, les estamos dando más responsabilidades de las que deberíamos para la edad que tienen. De modo que las redes sociales causan aún más estrés. De hecho, eso crea demasiado drama en el ambiente escolar.

“Por ejemplo, si alguien malinterpreta una cosa, o si alguien se molesta y comparte algo de otra persona, normalmente aquello va a un grupo de amigos. Lo cual causa un drama que normalmente se expande como la candela. Las escuelas tratan de monitorear estas situaciones, pero es algo bastante difícil de manejar para ellos. Lo que nos devuelve a los padres, quienes deben establecer límites y corregir el comportamiento de sus hijos.”

66

Por increíble que parezca, Lohmann declara que mientras ella trabajaba en las escuelas, vió como los padres les enviaban mensajes de texto a sus hijos durante clases. Aun sabiendo que sus hijos estaban en clases, los interrumpían para enviarles recordatorios.

Es vital establecer las reglas, pero también debemos atenernos a ellas. Si no lo hacemos crearemos una laguna en nuestras normas. Y los jóvenes aman las lagunas, ya que pueden manipularnos con ellas. Hemos pasado por esta etapa en nuestra adolescencia, deberíamos verla venir.

Este comportamiento es frustrante también para nuestros hijos. Cuando las reglas no aplican para nosotros, estamos fomentando la falta de respeto de nuestros hijos hacia nosotros.

En conclusión, a la entrevista de la Sra. Lohmann, es aparente que tanto los padres como los hijos necesitan ser más consientes. Como padres debemos ser el ejemplo del buen comportamiento, y estar presentes para nuestros hijos. Es vital mantener la comunicación abierta padres e hijos.

You may also like

Leave a comment