Como espiar celulares y evitar a extraños en las aplicaciones en linea.

TSpost8-39

Se ha demostrado una y otra vez que los depredadores adaptan métodos propios para hacer que los chicos caigan en sus redes. Hoy en día los delincuentes utilizan con mucha más frecuencia los medios y sitios sociales para poder hacer contacto con los chicos –en particular mediante aplicaciones en las que se sabe que el sexting es algo común.

Por mucho que queramos pensar que nuestros hijos están utilizando las aplicaciones sólo para hablar con sus amigos, tenemos que enfrentar los hechos: los padres no pueden garantizar la identidad de la persona que está del otro lado de esa conexión. Sin importar que creamos que nuestros hijos son lo suficientemente inteligentes como para caer y ser víctima de extraños, necesitamos saber qué apps están utilizando los chicos que pudieran ponerlos en situaciones de riesgo.

Extraños En Línea, Predadores, Y Acoso Sexual De Menores

Los depredadores suelen leer detenidamente los medios sociales y las aplicaciones de mensajería que buscan los adolescentes vulnerables para hacer contacto con ellos. Vigilan activamente estos sitios para iniciar el contacto y afirman tener aficiones e intereses similares para establecer la confianza en sus víctimas.

Hay una idea errónea de que los depredadores en línea siempre mienten y buscan la manera de obligar directamente ellos a sus víctimas, pero un reciente estudio realizado por la Asociación Americana de Psicología encontró que los delincuentes están abiertos en cuanto a sus preferencias en relación con la actividad sexual con sus víctimas, lo cual hace que las aplicaciones en las que se sabe que sucede el sexting, las convierte el terreno perfecto para “ejercer el acoso sexual” sobre los chicos.  

Aún más preocupante, en muchos casos, los adolescentes que están en contacto ya están interesados ​​en tener actividad sexual y hasta cierto punto, de acuerdo en establecer este tipo de relaciones. Estos adolescentes están más dispuestos a cumplir en la vida real con la expectativa de participar en situaciones sexuales. El mismo estudio también descubrió que 73 por ciento de estas relaciones involucran encuentros que tuvieron lugar más de una vez.

Así que, ¿dónde es que nuestros hijos conocen a estos extraños? No es de sorprenderse saber que los depredadores están encontrando a nuestros hijos en aplicaciones comunes que ellos ya utilizan para hacer sexting.

Kik

Esta aplicación de mensajería privada es una de las favoritas de nuestros hijos debido a un par de razones, pero principalmente porque los padres no pueden ver los mensajes privados. Kik está configurado de una manera que hace que sea difícil saber con certeza la identidad del usuario. Esto aumenta el riesgo de que los depredadores sexuales entablen conversaciones con nuestros hijos.

WhatsApp

Esta aplicación se utiliza con mucha frecuencia como una alternativa a los mensajes de texto de nuestros adolescentes. Muchos de nuestros hijos utilizan esta aplicación para enviar fotos ilimitadas, vídeo y mensajes de voz a diferentes individuos o a grupos. Se sabe que con más de 450 millones de usuarios, esta aplicación es frecuentada por los depredadores que buscan niños de quienes pueden abusar.

SNAPCHAT

Esta aplicación cuya característica es que los mensajes desaparecen tiene como objeto compartir fotos o vídeos que se “eliminan” a sí mismos después de un cierto tiempo. La naturaleza autodestructiva de este servicio hace que los adolescentes envíen fotografías subidas de tono con los demás. A nuestros hijos les encanta la calidad efímera de SNAPCHAT, el problema es que también a los depredadores. Es un lugar perfecto para los depredadores que explotan a los chicos pidiéndoles fotos o bien, para establecer reuniones, lo cual hace que los padres rara vez se enteren de lo que está sucediendo debido a la fugacidad de esta aplicación.

Tinder

Esta aplicación fue pensada originalmente para adultos que navegan por su contenido para poder establecer posibles citas, pero el sitio admite que 7 por ciento de los usuarios que se registran están entre las edades de ¡13 y 17 años! Tinder es conocido como una aplicación para “juntarse” que permite rastrear la localización de las personas para conocer gente en un diámetro de 1 milla de distancia con respecto a la ubicación de una persona.

ooVoo

Esta aplicación permite a los usuarios entablar videoconferencias, similar a lo que se hace con Skype. A pesar de que se utiliza a menudo por chicos ‘gamers’ y por sus amigos, los adolescentes que la utilizan pueden enviar mensajes tipo sexting desde diferentes dispositivos. Muchos depredadores sexuales falsifican sus identidades en ooVoo para ver si esa persona es un niño y luego usan esta aplicación para hacer contacto y poder grabar las sesiones de chat.

TSpost8-40

Soplando El Silbato De La Seguridad Ante Los Extraños Que Están En Línea

Con mucha frecuencia, los adolescentes recurren tanto a los medios sociales como a la tecnología para fomentar relaciones con sus compañeros e incluso han comenzado a tener citas en línea . No es de sorprenderse que los depredadores también se estén adaptando a estos tiempos.

Hoy en día, nuestros hijos podrían sin saberlo, estar interactuando con algún depredador a quién solo le interesa una cosa: ellos. Tenemos que tratar este tema con nuestros hijos y asegurarnos de que entiendan los riesgos que representan los desconocidos que andan en línea. Si tenemos suerte, podemos prevenir que nuestros hijos o hijas terminen como una estadística más.

You may also like

Leave a comment